SPIRULINA, CHLORELLA Y OTRAS ALGAS PARA LA SALUD

SPIRULINA, CHLORELLA Y OTRAS ALGAS PARA LA SALUD

Querido lector@,

 

Esta semana queremos hablarte de las propiedades y beneficios para la salud de las algas marinas. Especialmente de algunas de ellas, consideradas a día de hoy y desde hace mucho tiempo como súper alimentos, debido a su valor nutricional tan completo.

 

El súper alimento por excelencia es la Spirulina:

 

Aunque considerada durante mucho tiempo un alga, es en realidad un organismo procariota, una cianobacteria del género arthrospira, no originaria de España, sino de zonas áridas donde su cultivo es idóneo.

 

Existen datos de que ya era consumida por los aztecas, así como por otras culturas del Chad; aunque es en la mitad del siglo XX cuando se empieza a utilizar industrialmente.

 

Actualmente su empleo es para alimentación, usándose mayoritariamente como suplemento dietético.

 

Tiene un gran contenido en proteína (66% en seco), conteniendo todos los aminoácidos esenciales, siendo éstos además de gran biodisponibilidad.

Un 13% son hidratos de carbono y alrededor de un 1% lípidos (principalmente omega 3).

Contiene vitaminas y elevadas concentraciones de pigmentos, como el betacaroteno o provitamina A.

La vitamina B12 de la spirulina no es biodisponible para el ser humano, por lo que debemos elegir otras fuentes más fiables de este nutriente.

Contiene minerales como el calcio, zinc, germanio, cobre, fósforo, cromo, hierro, manganeso y magnesio.

 

Entre sus propiedades están: la estimulación del sistema inmune (gracias a la vitamina B6),el alivio de los síntomas de la rinitis alérgica, la regulación de la presión arterial, la reducción del colesterol, la posible disminución del riesgo de embolia cerebral y combinada con selenio demostró tener un gran potencial anticancerígeno.

 

El alga Chlorella es un alga verde unicelular Chlorophyta cuya composición nutricional en seco es de 61 % de proteína, 2 % de grasa, 14 % de hidratos de carbono, 12 % de fibra y el resto minerales (sobre todo hierro y calcio) y vitaminas.

 

Se le atribuyen propiedades desintoxicantes y depurativas del organismo, eliminando los metales pesados que se acumulan en el cuerpo, así como efectos antitumorales y antihipertensivos, según se ha demostrado en estudios con animales.

 

Wakame: esta alga de hojas verdes y sabor dulce, ha sido cultivada durante siglos en Japón y Corea, siendo aún hoy los mayores productores y consumidores de la misma.

 

Se distribuye tanto deshidratada como salada, y su uso común en la cocina es en guarniciones, sopas y ensaladas. Puede comerse deshidratada o rehidratarla, cortándola previamente puesto que aumenta su tamaño hasta 3 veces.

Rica en proteínas, fibra y minerales como el yodo, se le atribuyen beneficios para la salud como purificante de la sangre, mejorando la calidad del pelo y la piel, así como beneficiosa para los órganos reproductores y reguladora del ciclo menstrual femenino.

 

Kombu: esta alga originaria de Japón, de la familia de las Laminarias, es frecuentemente  utilizada en la cocina asiática.

 

Se comercializa en tiras, y se puede cocinar, rehidratar, marinar… usándola en guisos, sopas, ensaladas, y como ingrediente del seitán, la llamada “carne vegetal”.

 

Muy rica en proteínas y hierro (de ahí que muchos vegetarianos y veganos la consuman para evitar carencias), contiene además fibra, y otros minerales como el yodo; éste último en gran cantidad, por lo que se recomienda restringir su consumo de forma moderada a tres o cuatro veces por semana, y mejor cocinadas (para eliminar el exceso de yodo) y así evitar problemas en la glándula tiroides. Se recomienda su ingesta con precaución a las personas afectadas de hipertiroidismo.

 

Nori: es un alga de la familia del alga roja Porphyra, que se produce principalmente en Japón y China.

 

Habitualmente se comercializa seca (deshidratada) y en tiras.

 

Se usa mucho en la preparación del sushi, así como del onigiri. También se consume en otros platos, preparada como una pasta con salsa de soja, y como condimento o especia en su formato seco en polvo.

 

Contiene gran cantidad de vitaminas y minerales (sobre todo yodo), así como fibra.

 

 


Propiedades generales de las algas comestibles

 

-       Diuréticas: aunque parezcan saladas, contienen más potasio que sodio, por lo que son útiles para ayudar a eliminar el exceso de líquidos en el organismo (retención de líquidos) y a mejorar y prevenir la celulitis.

 

-       Ayudan a adelgazar: por su cantidad de fibra, mejoran el tránsito intestinal, ayudando a evacuar y depurar el intestino, favoreciendo la eliminación de la grasa, y gracias a su efecto saciante disminuyen la sensación de apetito.

 

-       Mejoran el metabolismo: gracias a su contenido en yodo, que regula el funcionamiento de la glándula tiroides y el sistema endocrino.

 

-       Bajas en grasas y calorías: son sanas, como las verduras de tierra, por lo que ayudan a mantener el peso ideal y el estado de salud.

 

-       Controlan la tensión arterial: gracias a su alto contenido en potasio y bajo en sodio, son ideales para incluir en la dieta de personas con tendencia a la hipertensión.

 

-       Saludables para el pelo, las uñas, los huesos y los dientes: debido a su contenido en vitaminas y minerales, especialmente calcio y flúor.

 

-       Sustituto ideal de pescados y mariscos: en dietas vegetarianas y/o veganas, así como en las dietas de personas alérgicas al pescado y al marisco. Dan un sabor a “mar” similar al que podemos tener con el pescado, pero con menos calorías y grasas, aunque con la cantidad adecuada de proteína, omega 3 y minerales propios de las algas.

 

-       Aporte necesario de yodo: importante en las personas que no consumen productos marinos como el pescado y el marisco, puesto que el yodo es necesario para el correcto funcionamiento de la glándula tiroides. Podemos incorporar el yodo en la dieta a través del consumo equilibrado de algas, reduciendo el consumo de la sal de mesa yodada, que puede aumentar la tensión arterial debido al sodio.

 

-       ¡Están riquísimas! : son un alimento sabroso, ligero y refrescante, a la vez que nutritivo, que permite variar la dieta, añadiendo un toque original y distinto a nuestros platos. Existen muchas recetas deliciosas con algas que puedes experimentar.

 

 

Te invitamos a que pruebes estas y otras variedades de algas, en formato polvo, como condimento de tus platos, ensaladas, sopas, batidos energéticos… así como en su formato láminas deshidratadas, añadiéndolas a tus guisos, ensaladas, crudités… y que te animes a inventar y practicar con recetas nuevas. Encontrarás recetas en nuestro blog de Ecolife Food, y también nos gustaría que compartieras con nosotros tus propias recetas para probarlas.

 

Esperamos verte la próxima semana.

 

¡Felices últimos días de agosto!

27/08/2014 Artículos 0 2580

Dejar un comentario

Contenidos Ecolife

Últimos Comentarios

No hay comentarios

Archivo

ha sido añadido a tu lista de deseos.

Continuar comprando Mi lista de deseos.